La importancia de una buena comunicación

Según los resultados de la encuesta El Estado de la Comunicación 2015, realizada por Dircom, la comunicación corporativa ha aumentado su importancia en las empresas; sin embargo, el 65% de las empresas han reducido su inversión en este área.

¿Cómo concienciar a grandes, medianas y pequeñas organizaciones de los beneficios que puede reportar a su organización invertir en la creación y puesta en marcha de un buen plan de comunicación?

La Comunicación es una herramienta fabulosa para potenciar tu marca, ganar visibilidad e incrementar las ventas. Además, gracias a la comunicación, las empresas consiguen diferenciarse de su competencia, creándose una imagen determinada de cara a los consumidores.

El valor que una estrategia de comunicación puede aportar a una empresa es tan grande como el abanico de herramientas de comunicación disponibles en la actualidad, tanto online como offline.

Si estás leyendo este post quizá te preguntes, ¿Por dónde empiezo? Lo primero de todo es que te plantees cuáles son tus objetivos ¿Vender más? ¿Fortalecer tu imagen de marca? ¿Todo a la vez? Una vez definidos los objetivos te resultará mucho más fácil definir los objetivos de comunicación.

Tener claro cuál va a ser el mensaje a comunicar a clientes y potenciales es fundamental a la hora de transmitir tu propuesta de valor (¿Qué valor aporta tu producto o negocio tus clientes?). Recuerda que por muy buena que sea tu propuesta, si esta no está bien comunicada, tus resultados no serán los esperados.

Por todo ello es fundamental apostar por la Comunicación y aprovecharse de las múltiples ventajas que nos brinda en un mercado cada vez más exigente. Hoy en día, canales como Youtube, Facebook y Twitter se han convertido ya en herramientas indispensables a la hora de desarrollar las estrategias de Comunicación, permitiendo a las pequeñas empresas competir al mismo nivel que las grandes.