Expositores de producto: «Hay que saber innovar»

Hace unos días hablabamos de la importancia del PLV o material en el punto de venta para llamar la atención de los clientes tanto actuales como potenciales. Hoy nos centramos en los «expositores» , ya que en muchas ocasiones dependiendo de cual sea el producto a comercializar, que éxita un expositor u otro, puede influir notoriamente en el número de unidades vendidas al final del día.

Un buen expositor de producto debe cumplir una serie de requisitos:

1. Debe permitir colocar el producto de forma ordenada

2. Debe permitir que el cliente pueda acceder al producto facilmente

3. Debe ser atractivo y llamar la atención

4. Debe estar acorde con el entorno o espacio en el que lo colocamos

De acuerdo a estos criterios os dejamos un ejemplo que nos parecido muy adecuado, el expositor del agua de  «Solan de Cabras» en el Mercado de San Miguel (Madrid)

¿Qué os parece?